Reseña: "Llévame a cualquier lugar", de Alice Kellen

26 de abril de 2016


Léane y Blake, ella francesa y él inglés, no son dos piezas de un puzle destinadas a encajar. En realidad, ni siquiera se soportan cuando el concurso de periodismo de la universidad los sitúa en el mismo punto de partida. Él valora sus sueños por encima de todo y no dejará que nada se interponga en su recorrido hacia la meta, ni siquiera el seductor acento de Léane. Ella necesita el dinero del premio y utilizará todos sus encantos para convertirse en ganadora. Ambos estarán dispuestos a todo, incluso a ignorar el magnetismo que poco a poco irá surgiendo entre sus artimañas y discusiones. Pero, cuando el calor de la atracción entre en su punto álgido, el frío de la realidad les demostrará que a veces los caminos más largos deben realizarse con alguien que te lleve de la mano.








En más de una ocasión os he comentado que el new adult es un género que no me llama demasiado la atención, pero cuando creo que puede tratarse de una buena novela me lanzo de lleno a leerla sin importarme lo más mínimo las etiquetas. Esto es lo que hice hace unos días con Llévame a cualquier lugar, la novela con la que debutó Alice Kellen, una autora española que el año pasado me hizo pasar muy buenos ratos con Otra vez tú —una novela chick-lit— y me tocó el corazón y me desgarró por completo con Sigue lloviendo. Con semejantes experiencias me propuse leer todo lo que escribiera Alice, y a día de hoy puedo confirmar que me ha encantado todo lo que ha publicado.

Comienza el curso en la Universidad de Reading y, cada cuatro años, se organiza un concurso para encontrar a una joven promesa del periodismo. El premio: una beca y unas prácticas en la cadena de televisión Princett. Al concurso se presentan, entre otros alumnos, Léane y Blake. Ella es una chica francesa de 18 años que no se amilana ante los demás a pesar de ser la estudiante más joven que participa en el concurso. Él, un chico inglés de 21 años ambicioso que está dispuesto a todo por ganar; de hecho, está convencido de que resultará vencedor. En la primera ronda, Léane mete la pata y sin querer desenchufa el cable de sonido mientras Blake está haciendo su reportaje en directo, y a pesar de que ella se disculpa y le asegura que no ha sido a propósito, él no atiende a razones y le declara la guerra por intentar sabotear su intervención, creyendo que Léane es un lobo con piel de cordero. A partir de aquí, ambos se verán obligados a soportarse sin tragarse e iniciarán un tira y afloja mientras la atracción va creciendo entre ellos.

La verdad es que la historia de amor entre Léane y Blake me ha encantado. Ambos protagonistas son como el agua y el aceite, lo único que tienen en común es su pasión por el periodismo, pero por lo demás son completos polos opuestos. Y ya sabéis lo que dicen... los polos opuestos se atraen. Blake no sabe muy bien por qué, pero, a pesar de que se llevan como el perro y el gato, desde que conoce a Léane le intriga y no perderá ninguna ocasión para discutir con ella, lo cual encuentra de lo más estimulante. Por su parte, Léane es una chica muy buena, adorable e inocente, pero con Blake siempre saca su lado más descarado y no se queda atrás a la hora de responder o actuar en consecuencia. Sin embargo, su historia no me ha gustado solamente porque sea de esas en las que los protagonistas pasan del odio al amor. La historia de Blake y Léane es mucho más que eso, es de esas en que el amor se va cociendo a fuego lento, sin que ellos sean conscientes y a pesar de que no lo deseen, pues Léane cree que Blake no es para nada su tipo y Blake no cree en el amor ni quiere tener una relación. Cuando empiezan a sentir algo el uno por el otro, algo más allá de una mera atracción, derribarán todas las barreras y se dejarán llevar por la complicidad que surge entre ellos.

Si me preguntáis por qué no me gustan demasiado las novelas new adult, supongo que os respondería que es porque tengo la sensación de que empiezan a quedarme un poquito lejos, pero además, cuando me he animado a leer alguna, los protagonistas me han podido llegar a resultar inmaduros o su historia sencillamente no me ha llegado al alma. Sin embargo, como en todos los géneros, si das con la novela y la autora adecuadas pueden desmentirse todos los tópicos, y esto es lo que me ha pasado con Llévame a cualquier lugar. Alice Kellen ha conseguido que me olvide de la edad que tienen los protagonistas y hasta del entorno que los rodea y que me quede con su historia, con sus sentimientos, con lo que me ha transmitido. El personaje de Léane, a pesar de tener 18 años, me ha parecido muy maduro, y Blake ha dejado entrever poco a poco que es más de lo que podía parecer a simple vista: un chico con un gran corazón, que se preocupa por las personas a las que quiere y que aprende a dejar de huir de los problemas y enfrentarse a las circunstancias que le ha tocado vivir.

¿Qué más os puedo decir? Pues que os la recomiendo totalmente. Si buscáis una historia bonita, divertida a la par que tierna y que además esté bien escrita, dadle una oportunidad y dejaos llevar por la pluma de Alice Kellen. No importa que no os atraiga demasiado el new adult y que la universidad os quede lejos, seguro que la disfrutáis de principio a fin.


OTROS LIBROS DE ALICE KELLEN

11 comentarios:

  1. No me importaría leerlo.
    Un beso ;)

    ResponderEliminar
  2. Hola Carol.
    Yo la leí el año pasado y a partir de ese momento me enganche a la autora (y me leí todo lo demás). Coincido contigo en que el género New Adult no siempre me atrae. Hay autoras muy renombradas en este país que a mí me dejan completamente indiferente. Salvo Alice Kellen. Al leer tu reseña me han vuelto a dar ganas de leerla, porque me gustó mucho, mucho (eso me pasó este año con Sigue lloviendo, que volví a releer). Seguro que en los próximos meses cae. Me ha encantado recordarla a través de tus palabras.
    Un besito.

    ResponderEliminar
  3. Hola Carol!! Qué reseña tan bonita!! :)
    A mí este libro me encantó y me pasó como a ti, primero me leí los otros dos y sabía que este caería porque el estilo de Alice me encanta pero no sé porque tardé tanto en leerlo, quizás porque es New Adult y lo veía bastante lejano. Al leer tu reseña me ha hecho revivir la historia y se me ha quedado una sonrisa en la cara!!!
    Un beso!!

    ResponderEliminar
  4. ¡Hola Carol!

    Tengo este libro en mis pendientes y también el nuevo de la autora. A decir la verdad, también no me llama mucho el genero neew adult, así que me alega bastante que este sí que haya gustado

    Besitos

    ResponderEliminar
  5. Hola guapa! Estoy de acuerdo contigo este libro es muy recomendable, Alice tiene un estilo que me encanta y escribe cualquier subgénero bien. Los otros dos libros los leí antes y también me gustaron mucho.

    Un besito.

    ResponderEliminar
  6. ¡Hola! ¡Has sido nominada al Liebster Award en mi blog! Espero ver tus respuestas pronto ;), para verlas no olvides visitar el blog.
    No conocía Llévame a cualquier lugar, pero tiene buena pinta, me alegra que lo disfrutaras.
    ¡Un abrazo!

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola!

    Este tipo de libros me gustan bastante ... Me lo apunto a la lista que tengo, que no se porque, últimamente casi no leo nada, y eso no puede ser.

    Un besote

    ResponderEliminar
  8. Tengo ganas de leerlo, todavía no he leído nada de la autora. Un besote :)

    ResponderEliminar
  9. Me llama muchisimo la atención y sin dudas lo pongo en mi lista de libros por leer. Gracias por la reseña :) Ahora te sigo, un beso!

    podesencontrarmeaqui.blogspot.com

    ResponderEliminar
  10. ¡Pues parece que te ha gustado mucho! Me alegro. Yo así a primera impresión no lo veo mi tipo de lectura, no quiere decir que no me fuera a gustar pero por el momento lo dejaré pasar.

    Aquí tienes una nueva seguidora, espero que también te pases por mi blog y así podamos leernos a partir de ahora :)
    Un saludo!

    ResponderEliminar

 
FREE BLOGGER TEMPLATE BY DESIGNER BLOGS